Lo esencial

25.04.2020

A nadie se le escapa, pero es necesario subrayarlo, que la agricultura, la ganadería y la pesca son esenciales y estratégicas para nuestra sociedad, pilares imprescindibles que nutren y sustentan el ámbito alimentario, especialmente en una situación inédita a escala mundial como la que estamos viviendo. Por eso, los objetivos marcados para el correcto devenir del sector primario en la isla de Tenerife se han reforzado con el fin de hacer frente a este singular contexto, en el que debemos priorizar esfuerzos y fondos para mantener la actividad y sus puestos de trabajo.

Javier Parrilla. Consejero del Cabildo de Tenerife del Área de Agricultura, Ganadería y Pesca.
Javier Parrilla. Consejero del Cabildo de Tenerife del Área de Agricultura, Ganadería y Pesca.

Seguimos plasmando y preservando en las partidas presupuestarias aquellas líneas que consideramos relevantes para la continuidad y fortaleza del subsector agrícola, como la recuperación del espacio agrario, con el rescate de los sistemas tradicionales y las ayudas a los jóvenes agricultores y agricultoras, así como el apoyo a las becas agroalimentarias para la formación de especialistas y el respaldo al programa Agroemprende y el destinado a la mujer rural. Del mismo modo, continuamos con nuestra decidida apuesta por el uso equilibrado de los recursos hídricos de la isla, con el fomento del agua regenerada para riego, y por el plan de medianías, con propuestas económicas y un desarrollo participativo.

Hemos protegido los programas de la Red de Estaciones Meteorológicas, elemento básico para los avisos, los riegos y la aplicación de tratamientos, además de defender como infraestructuras críticas y esenciales el Centro de la Conservación de la Diversidad de Tenerife (CCBAT), donde tenemos, junto con el encargo a Cultesa, empresa participada por el Cabildo de Tenerife, el banco de semillas, tanto vegetal como in vitro. También debemos destacar en este sentido la ingente labor de Mercatenerife y de los diferentes mercados del agricultor, verdaderos mercados de cercanía del producto local, como creo que deberían pasar a denominarse.

Consideramos a la ganadería como una actividad imprescindible en la circularidad del espacio agrario. Tenerife, en 2019, contaba con un censo de 1.931 ganaderos en 440 explotaciones, de las que 231 son de caprino, 177 de vacuno, 77 de porcino, 99 de ovino, 124 de avicultura y 32 de conejos. Todo ello viene a demostrar que este subsector es una actividad tradicional en la isla que genera riqueza, tanto de forma directa, mediante los propios productos (leche, carne, huevos, etcétera), como de forma indirecta, a través de los ámbitos relacionados (fábricas de pienso, empresas de medicamentos veterinarios, agroindustrias, transportes, gestión de residuos, envases...). Este subsector se encuentra en disposición de mantener su producción, pero hay que dotarla de mayor estabilidad en la comercialización.

Precisamente, en el ámbito de la comercialización, y para combatir esta situación condicionada por la propagación del coronavirus Covid-19, hemos abierto nuevas líneas a través de venta online de productos locales mediante plataformas digitales, como La Despensa de Tenerife, Vinos de Tenerife y Pescado de Tenerife.

Otro elemento fundamental en el sector primario de Tenerife es la pesca artesanal, una actividad económica que mantiene operativas más de 200 embarcaciones en las que trabajan unas 650 personas agrupadas en 10 cofradías de pescadores. Un subsector que se caracteriza por el tamaño mediano de sus embarcaciones, por la limitada potencia de sus motores y unas tripulaciones compuestas en la mayoría de los casos por lazos de parentesco o amistad. Estas embarcaciones artesanales desarrollan estrategias polivalentes de captura para aprovechar la gran diversidad de los ecosistemas insulares utilizando múltiples técnicas y artes de pesca.

Las cofradías asesoran y orientan a sus miembros en todos los trámites que han de llevar a cabo en el transcurso de su labor profesional (gestión diaria de permisos, roles, autorizaciones ante diferentes administraciones, además de informar, gestionar ayudas, subvenciones y programas a los que puedan acceder). Igualmente, son las entidades autorizadas para realizar el trámite de la Primera Venta de los Productos Pesqueros de Canarias, un procedimiento que deben pasar todos los productos pesqueros para ser legales antes de entrar en la cadena de comercialización, primer punto de trazabilidad sanitaria y de calidad.

Como elemento fundamental para preservar la pesca artesanal y su organización económica y social a través de las cofradías, continuaremos impulsando sin ningún tipo de ambages la declaración de Reservas Marinas de Interés Pesquero para las zonas de Anaga y Teno.

Todas estas actuaciones, medidas y actividades, y aquellas que quedan aún por implementar, están encaminadas a preservar y dar soporte al sector primario para seguir sembrando un futuro viable y sostenible en nuestra tierra.

*Reflexión de Javier Parrilla, Consejero del Cabildo de Tenerife del Área de Agricultura, Ganadería y Pesca.