Ruta del tapeo por La Laguna

La Laguna puede presumir de ser una ciudad de tascas, idóneas para tapear, casi en cualquier punto del municipio. Son muchas las opciones, pero si estás por el centro, puedes hacer una ruta de tapas, pinchos y vinos y a la vez pasear por la ciudad de barra en barra. ¿Preparados?

José Luis Reina / San Cristóbal de La Laguna

Taco de solomillo de ternera marinada con hierbabuena y soja, espárragos trigueros asados, aguacate y aderezo de mostaza y miel.  / La Topa
Taco de solomillo de ternera marinada con hierbabuena y soja, espárragos trigueros asados, aguacate y aderezo de mostaza y miel. / La Topa

Esta ruta hay que comenzarla en la calle Heraclio Sánchez 27, en el interior del Galaxia. Allí se encuentra Latopa, un magnífico local para tapear en la zona estudiantil de la ciudad. Lleva años deleitando a sus comensales con deliciosas tapas, que van renovando cada poco tiempo, y que están muy ricas. Desde tacos, hasta ramen, pasando por sushi y timbales. Ojo con los asados argentinos. Gran variedad de cerveza y buena música. 

De la calle Heraclio podemos seguir hacia el casco, y dirigirnos a la calle Juan de Vera hasta llegar al número 16. Allí encontraremos un local histórico de la ciudad, y uno de los más queridos, el Bodegón Tocuyo.  Podemos pedir unos tomates aliñados, unos embutidos y almogrote, y probar cualquiera de los numerosos vinos que tiene, tintos, blancos, finos y dulces. Un clásico que nunca falla. 

Bodegón Tocuyo.
Bodegón Tocuyo.

Desde el Tocuyo, y para cambiar radicalmente de concepto y seguir enriqueciendo nuestra ruta de sabores, avanzamos hacia la calle Alcalde Alonso Suárez Melián, 9. Allí entraremos de lleno en una cultura llena de vida, sabores únicos y un local muy bonito. En el Rakaposhi Tapas Bar, nos trasladamos al Himalaya pakistaní, con tapas y platos muy interesantes. Tienen un patio interior acogedor, y se respira mucha tranquilidad. Merece la pena probar varias tapas, mirar la exposición permanente de fotos, y adentrarse de lleno en el ambiente que proponen. 

Rollito relleno de estofado de pollo con salsa de coco y anacardos. / Rakaposhi
Rollito relleno de estofado de pollo con salsa de coco y anacardos. / Rakaposhi

Desde allí, y a pocos metros, nos adentramos en la calle Bencomo, y podemos tapear en cualquiera de las numerosas tascas que están presentes. Especialmente recomendable probar el concepto de Unai en su Posada, con una croquetas únicas, unas papas bravas deliciosas o unos huevos estrellados con chistorra de cine. Pero allí también encontraremos La Tasca de Los Patos, El Jinete sin Cabeza, Mitematu o Los Olivos, así que el tapeo en esta calle está garantizado. 

Huevos estrellados con chistorra a la sidra. / La Posada
Huevos estrellados con chistorra a la sidra. / La Posada

Ponemos rumbo hacia la Concepción y hacemos una nueva parada. Esta vez en La Venta de la Esquina. Pequeño local con encanto, buenos vinos y muchos pinchos. Ya sea en el interior o en la terraza, con vistas a la torre de La Concepción, lo mejor es pedirse unos pinchos variados, una tablita de embutidos y unas copas de vino. Como verán, el ritmo es importante, así que para hacer esta ruta hay que estar preparados.

La Venta de la Esquina.
La Venta de la Esquina.

Si todavía quedan fuerzas, y para cerrar esta primera ruta del tapeo por La Laguna, ponemos rumbo hacia la calle San Antonio, 6. Allí tenemos la Tasca La Tertulia, que nos puede ofrecer un fin de fiesta interesante. Gran variedad de tapas y pinchos y buen ambiente. Desde la calle Heraclio hasta la Concepción, callejeando por conceptos diferentes, tascas y bares llenos de vida, la vida que le ofrecen a La Laguna y a sus clientes. 

Variedad de tapas en La Tertulia.
Variedad de tapas en La Tertulia.